Rusia gótica, literatura femenina y danzas tribales

Por Carmen Fernández Etreros (texto) / Fotografías de Pablo Álvarez.

 

Tarde en el Retiro madrileño en la que  los oscuros góticos desafiaban al sol de la tarde madrileña. De nuevo en el exterior de La Casa de Vacas no faltaban las casetas de zombis, calaveras, brujas, duendes, crucifijos y demás “objetos góticos”. Dentro estudiantes, curiosos e interesados escuchaban a los ponentes de esta jornada de la II Semana Gótica de Madrid en la oscuridad del salón de actos.

A las cinco comenzó la jornada gótica cultural con la conferencia La literatura gótica femenina norteamericana impartida por la doctora  Eulalia Piñero Gil en la que profundizó en muchos aspectos de esta literatura reflejado en obras de autoras norteamericas e inglesas como Carson McCullers, Flannery O’Connor, Charlotte Brönte y su Jane Eyre… La literatura gótica femenina norteamericana, la gratificación o placer que pueda encontrar el lector en esta literatura o el papel de las mujeres en este entorno gótica son algunos de los temasde los que habló Eulalia Piñero Gil.

A las seis como plato fuerte la mesa redonda Rusia Gótica en la que participaron James Womack, editor y alma de Newsky Propects,  Jesús Palacios, y  Luis Alberto de Cuenca en el que presentaron el libro Rusia Gótica. Obra que ofrece algunos ejemplos de la tradición del relato gótico ruso como El anillo de Baratynski,  El hombre lobo de Somov,  Visitantes inesperados de Zagoskin,  La vendedora de pasteles de Pogorelski o La isla de Bornholm de Karamzin.

Entre los tres asistentes trazaron un esbozo sobre la singularidad del Gótico ruso que surge como una reacción a la estructura política o social. “No hay un corpus gótico como en otros países sino que pueden aparecer muchos tropos de lo gótico en diferentes novelas rusas”, señaló Luis Alberto de Cuenca.

Por otro lado el escritor y crítico de cine Jesús Palacios señaló que mientras en otros países los autores van buscando escenarios exóticos en el extranjero, los rusos “buscan y se nutren de su propio folklore”. Personajes, autores y temáticas fueron desbrozados por los participantes de la mesa redonda con entusiasmo. Luis Alberto de Cuenca también habló de la desmesura de una literatura que se basa en lo poderoso y  James Womack  afirmó que la “literatura rusa se basa en una negociación entre un hombre, un dios y sus poderes que son representados como figuras de poder absoluto”.

Para finalizar la jornada gótica del miércoles se presentó la muestra audiovisual La Ventana Oscura, los conciertos de Doctor Muerte, Boobology,  y Calatrilloz y una muestra de Danzas tribales góticas a cargo de  Ginkgo:  Fusión Tribal.

 

Related Posts with Thumbnails

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *