Javier Pastor regresa al panorama narrativo con “Fosa común”

Categoría: +Actual,Al filo | y tagged con

«Suelta la pila de libros sobre la mesa del comedor con estrépito testimonial, por si alguien se compadece de la dimensión de su fastidio y la magnitud del esfuerzo que lo aguarda. Pero (a su pesar) le encanta el olor a libro virgen, a cola, tinta fresca y papel recién guillotinado».

Fosa

Fosa común, de Javier Pastor.

Avance editorial:

Los seguidores del escritor madrileño Javier Pastor están de enhorabuena: a partir del 14 de enero se podrá adquirir Fosa común (Editorial Literatura Random House), su nuevo trabajo. En su cuarta novela, Pastor aborda la historia de una adolescencia vivida entre 1975 y 1977 –con un brutal asesinato como trasfondo–, durante el interregno que sucedió a la muerte de Franco, unos años de incertidumbre y miedo, cruciales en la configuración social e ideológica de lo que luego sería la democracia. Un valiente retrato literario de la sociedad española de la transición.

«Claro que 8.º fue medio tormentoso, aquella tarde tonta de novillos en grupo que acabó en escarmiento colectivo, expulsión temporal, el discursito de las malas influencias, el líder y sus esbirros y etcétera marcó un antes y un después».

Dividida en tres partes, Fosa común –fosa que alude al lugar del olvido y la injusta arbitrariedad de la memoria– empieza en los años de la transición española con la narración cercana, divertida y cruda de la adolescencia del protagonista, Jaime Arzain, hijo de militar en una ciudad de provincias, en trance de descubrir el amor, el sexo, la amistad, la música o la literatura mientras el país asiste al desmoronamiento del franquismo, las primeras elecciones constituyentes y los constantes atentados de ETA en un ambiente de miedo, esperanza y desconcierto.

En la segunda parte, el tono muda bruscamente a una voz insomne y espectral con la que el protagonista, ya adulto y viudo, dialoga con otras sombras de su pasado y evoca las ruinas de un mundo perdido. Un Arzain maduro vuelve a esa ciudad enterrada para enfrentarse a aquel período de su vida recobrado y defraudado al mismo tiempo, como si toda la experiencia cobrara inesperadamente una naturaleza póstuma.

Finalmente, en la tercera y última parte, el autor –que no el protagonista– lleva a cabo una exhaustiva investigación del caso que ha asomado a lo largo de toda la novela sin llegar nunca a detallarse y que vertebra toda la narración: el múltiple asesinato de una madre y sus cuatro hijos, entre ellos un bebé de dos meses, a manos del padre de familia, un capitán auxiliar del ejército, una espeluznante masacre de pronto revelada como un caso real.

«La alegría era a ratos espontánea y a ratos un poco forzada, Berto se deshuevaba heroicamente pero de golpe se le vidriaban los ojos anticipando el domingo, despidiéndose de sus padres en el aparcamiento, vaciando la maleta en una taquilla, compartiendo dormitorio y taza con otros veinte o treinta tíos que huelen a pies y sobaca, treinta tíos matándose a pajas y dando por culo al novato en las duchas».

Javier Pastor (Madrid, 1962) ha publicado las novelas Fragmenta (1999), Esa ciudad (2006) y Mate Jaque (2009).

.

Fosa común. Javier Pastor. Lit Random House, 2016. 464 páginas. 21,90 €

.

Related Posts with Thumbnails

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *