Flores y piedrecitas en la Feria del Libro de Madrid

Por Carmen Fernández Etreros

Pensando, pensando hoy me he dado cuenta de que llevo más de veinticinco años sin faltar año tras año a la Feria del Libro de Madrid. En estos años he crecido (poco por cierto), he quemado etapas (demasiadas), he cambiado… Supongo que la Feria del Libro es algo que está ahí, un evento inalterable que se desliza todos los años por el hilo del tiempo. La Feria del Libro de Madrid me recuerda el comienzo de las largas tardes de verano sin clase, las bolsas de pipas,  las tormentas y aguaceros a traición, los desayunos de café y churros en el parque mientras las ardillas saltan de árbol a árbol, las lecturas tumbada en el césped estornudando, las canciones de Serrat, las conversaciones con los compañeros de la Facultad y sobre todo cuando de pequeña con esa vocación mía por la divagación y el ensueño me dedicaba agarrada de la mano de mi abuelo a mirar las flores multicolores o a recoger cual Garbancito por el camino piedrecitas para tirarlas a la vuelta.

La primera Feria del Libro de Madrid tuvo lugar en 1933 en el Paseo de Recoletos organizada por los libreros madrileños. Varias veces fue suspendida, otras trasladada al Salón del Estanque… Pero ahí sigue resistiendo hasta 69 ediciones cambios y cambios de esta ciudad voluble y estresada.

Para muchos es una cita anual con los libros, la literatura, el Retiro, los amigos, las flores y las piedrecitas… para otros es calor, mercadeo, alergia, tumulto… Pero lo cierto es que todos ponemos el pie en la Feria del Libro antes o después, y damos vueltas por las casetas a ver si descubrimos algún tesoro-novedad que llevarnos a casa, pillamos a algún escritor firmando, nos paramos a tomar algo o nos sentamos con los niños en el suelo para participar en algún cuentacuentos (con la duda de si luego nos podremos levantar por cierto).

Porque los niños son los que sin duda mejor se lo pasan en la Feria del Libro. Sin duda alguna. No sólo por los numerosos parques, piedrecitas y flores que pueden encontrar antes de llegar a las casetas, sino porque todos los años se despliegan un sinfin de actividades para ellos. En esta edición pueden participar de las actividades, talleres y cuentacuentos del Pabellón Infantil y Juvenil ‘Al calor de los libros’ o los del Pabellón de Actividades Infantiles de Fundación MAPFRE como los de editoriales como Puerto Norte Sur, SM, Destino,Edelvives, Blume o Kóninos.

Además tendrán lugar presentaciones de libros para los lectores infantiles y juveniles como la nueva entrega de la Saga Crepúsculo, Crónicas de la Atlántida de Joaquín Londáiz, Milú de Manuel Rivas y Aitana Carrasco y la cuarta edición del libro Cántame, Cuéntame: Cancionero Didáctico. También actividades lúdicas como El Madrid de la Gran Vía, la magia de Kika Superbruja y Knister o Reinventando cuentos ¡¡Arriba el Pop-up!!  donde se reinventarán cuentos clásicos como La Cenicienta, La Bella Durmiente, Alicia en el país de las maravillas… También el encuentro con lectores de Blue Jeans el autor de Canciones para Paula y cuentacuentos como Mil y un cuentos de Inmaculada de Miguel.

Como novedad que este año la Feria se dedica a la literatura nórdica y contará en el Pabellón de la Fundación de Círculo de Lectores con conferencias interesantes sobre literatura infantil como El sentido de la vida cultural: La calidad del momento. El concepto del niño, la cultura infantil y las políticas culturales infantiles en los países nórdicos  a cargo de Beth Juncker, catedrática en Cultura Infantil y doctora en Ciencias Bibliotecarias y de la Información, La escuela creativa y de la literatura infantil y juvenil en los Países Nórdicos a cargo de Mats Berggren, escritor y miembro del jurado del premio ALMA de la fundación Astrid Lindgren (Suecia), y El valor artístico de la literatura infantil a cargo de Kirsti Ørjasæter directora del Instituto Noruego del libro Infantil.

Y como no las firmas de los autores que se pueden consultar en la web de la Feria del Libro de Madrid autores como Jordi Sierra i Fabra, Javier Ruescas, Santiago García-Clairac, Care Santos, Pedro Mañas, Ricardo Gómez, Marinella Terzi, Ricardo Gómez, Marinella Terzi, Pepe Maestro, Lola Núñez y Rocío Antón, Carlos Puerto, Rocío Martínez, Javier Sobrino, Luisa Villar Liébana, Jara Santamaría, José María Plaza, Claudia Ranucci, Ana Alonso y Javier Pelegrín, Alfredo Gómez Cerdá, Begoña Ibarrola, Roberto Aliaga, Sandra Andrés Belenguer, Silvia Corella Pla, Francesc Miralles, Heinz Delam, Maite Carranza, Tassiès, Javier Fonseca, Míkel Valverde, Fernando Marías, Rosa Huertas, Paloma Sánchez Ibarzábal, Ignacio Sanz o Ana Cristina Herreros y también ilustradores como Emilio Urberuaga, Violeta Monreal o Patricia Metola.

 Y de lo mejor visitar las casetas de las editoriales y las librerías de literatura infantil y juvenil, divertidas y dinámicas, como las de El dragón lector, Kirikú y La Bruja, La mar de Letras

 Y bueno no me queda más que desear que no llueva, que tampoco haga mucho calor, que niños y “grandes” disfrutemos un año más de esta Feria del Libro de Madrid y que podamos de nuevo recoger por el camino piedrecitas y mirar hermosas flores.

Una respuesta a Flores y piedrecitas en la Feria del Libro de Madrid

  1. Hermoso primer párrafo. Todos tenemos recuerdos de la Feria del libro y es una buena ocasión mpara visitar el Retiro y recodar la infancia. Gracias por evocarlo y por la información para los niños.

    Néstor
    26 mayo 2010 at 20:35 pm

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.