Entrevista a Chris Stewart: “He escrito una historia sobre la búsqueda de la belleza”

Por Cristina Consuegra.

Chris Stewart, ese británico multitarea que lleva años viviendo en las Alpujarras, cuidando de sus numerosos perros, gatos, gallinas y demás animales de índole doméstico, acaba de publicar su tercer libro en castellano, Tres maneras de volcar un barco (Salamandra, 2010); una historia que ofrece al lector la posibilidad de acompañar a Stewart en su esfuerzo por retroceder en el tiempo, concretamente, a principios de los años ochenta, hasta su primera experiencia íntima con el Mar y el posterior viaje que le hizo enamorarse de él por siempre.

Stewart invita a un viaje, efectivamente, pero un viaje que trasciende de lo esperado por este género; un viaje que señala al protagonista sus límites, miedos, temores y pensamientos remotos. Un viaje que lo reduce a esa parte de nosotros que todavía guarda relación con el medio natural: el instinto. Una historia que nos habla de la belleza de la naturaleza, de su versatilidad y poder, y de cómo en determinadas situaciones ésta parecer ser la mejor compañía posible, la única que tiene razón de ser.

Este viaje en el tiempo, a través de distintos mares, reales o imaginados (esto es tarea del lector), ofrece la posibilidad de sumergirnos en lugares que muchos de nosotros jamás habitaremos, por ello, cuando uno cierra este libro tiene la extraña sensación (aunque duré apenas segundos) de ser un poco más libre.

¿Qué espera de Tres maneras de volcar un barco (Salamandra, 2010)?

¡¡¡Qué se venda algún ejemplar!!! (Risas)… Espero que resulte un libro entretenido. Cuando lo terminé estaba un poco asustado, no sabía la aceptación que iba a tener, ya que este libro es distinto a los publicados en España hasta la fecha. La historia de Tres maneras de volcar un barco no está ambientada en España como en los anteriores, sino que cuenta mis peripecias cuando fui marinero a principios de los años ochenta; en el libro se reflejan acontecimientos y peripecias que mi memoria ha sido capaz de guardar.

Dado que la historia ocurrió a principios de los ochenta. ¿Cómo ha sido el proceso de escritura tantos años después?

Bueno, llegué al mundo de la escritura en el crepúsculo de mi vida, con 45 años, y descubrí que me encantaba, no lo encontré difícil, al menos, no tan complicado como había imaginado. A ver, sería absurdo no decir que hay días que me siento frente al papel en blanco y pasan las horas, pero lo que quiero decir con esto es que, para mí, escribir es un gozo, ya que para muchos otros escritores, la escritura es como un parto, algo doloroso. La verdad es que, en ocasiones, me gustaría ser más serio porque soy un payaso (risas).

Hablando de humor… ¿cree que falta sentido del humor en la narrativa española?

No, ni mucho menos. Supongo que hay asuntos que todavía están en pleno proceso de crecimiento, es algo muy reciente. Es decir, hace 30 años la literatura era algo reservado para unos pocos, y las historias solían tener lugares comunes, patrones muy concretos. Hoy en día, hay una gran cantidad de escritores españoles que están cultivando una narrativa muy interesante, y escriben historias desde puntos de vista diversos, heterogéneos.

¿Hasta que punto ha ficcionado la realidad?

No he desdibujado nada de lo que he contado. Todo sucedió de ese modo, bueno, al menos del modo guardado por mi memoria. Pero no, no he ficcionado ningún tipo de acontecimiento. A mí me encanta mostrarme… ¡¡¡Soy una puta natural!!! (Risas)

¿Qué hay en Tres maneras de Volcar un barco?

Es un libro para navegar por el mundo. Muestro un viaje en busca del camino menos transitado, un viaje en busca de la belleza.

¿Cuáles libros has leído durante el proceso de escritura?

Pues si te soy sincero, ninguno. No me gusta leer mientras escribo porque tiendo a imitar la voz del otro escritor con facilidad, digamos que tengo facilidad para la contaminación literaria.

Related Posts with Thumbnails

Una respuesta a Entrevista a Chris Stewart: “He escrito una historia sobre la búsqueda de la belleza”

  1. February, Friday the 13th 2009: At the stroke of midnight, Valentine’s Day will touch Friday the 13th. This is how the term “Valentines 13” came to be.

    pdfmate
    11 julio 2010 at 8:37 am

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.