“Invisible Hour”. El universo Joe Henry

Categoría: Crítica,Música,top1 | y tagged con | |

 

???????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????????

 

Por Kepa Arbizu.

Considero que el mayor halago que se le puede dedicar a un músico, y a cualquier creador en general, es certificar que a lo largo de su carrera ha sido capaz de crearse una identidad fuerte y reconocible. Algo perfectamente aplicable a la figura de Joe Henry. A través de sus discos ha logrado una voz propia, tan reseñable en cuanto a particularidad como en su propia calidad. Por si eso fuera poco, se trata de una máxima extrapolable a su labor como productor, en la que también imprime siempre su más que reconocible sello.

Su construcción musical se nutre por igual del folk, country, jazz, blues…, en definitiva todo ese cúmulo de sonidos que conforman el legado musical tradicional de su país, con el fin de manejarlos de forma elegante, íntima y profunda. Otra de sus características es el uso de la instrumentación, a la que sabe sacar un excelente resultado gracias a su exquisito trato, ya que aunque juegue con ella, incluso montándola en diferentes planos, para nada impide la sensación general de sobriedad, e incluso de juego de silencios, que por norma general transmiten sus composiciones.

Aunque suene paradójico en un hombre que ha sido capaz de crear un universo estilístico tan reconocible, sus discos siempre están sujetos a deparar sorpresas, ya que a lo largo de su carrera prácticamente cada lanzamiento ha tenido signos diferenciadores con el resto. “Invisible Hour” en ese aspecto no podía ser menos, y esta vez estamos ante un trabajo prácticamente acústico en su totalidad y marcado por el claro patrón del folk, entendiéndolo siempre circunscrito a sus rasgos personales, lo que le da una no demasiada habitual unidad estilística.

InvisibleHourPrecisamente esa forma homogénea es lo que impide, o cuanto menos hace no demasiado útil, una disección pormenorizada de sus temas, ya que un buen número de ellos (prácticamente su totalidad, de hecho) participan de esa comentada idea musical común. Incluso a la hora de tratar sus letras, otro de sus puntos fuertes, con esa forma de mezclar lo poético y reflexivo con incluso cierto tipo de ironía, constituyen diferentes episodios de una misma manera de entender, o mirar, la vida, en la que se intenta lidiar, o asumir si se prefiere, con lo que depara, buscando una relativa estabilidad en ello.

Dentro de ese folk sobrio y compacto, que se podría encuadrar con otros creadores que siguen ese tipo de pautas como Bonnie “Prince” Billy, Bill Callahan o Mark Kozelek, pero repleto de matices y detalles, hay que mencionar temas como “Sparrow” o la autobiográfica “Sign”. “Alice” o “Invisible Hour” son representaciones muy fidedignas de la desnudez que puede dar sensación su música y también de uno de los elementos destacados de este álbum, el uso de los metales (clarinetes y saxofones, interpretados por su hijo Levon) que aportan a esa profundidad un tono cálido.

En canciones como “Grave Angels” o “Plainspeak” asoma un aroma country, magnífico como siempre en el manejo de guitarras/mandolinas Greg Leisz, y también se pone de manifiesto otra de las grandes virtudes de Joe Henry, esa forma de cantar que resuena clara y poderosa y abierta siempre a giros para acompañar el pulso dramático que pretende. Las percusiones tomarán un papel importante en “Lead Me On” para ayudar en ese acercamiento que realiza a los sonidos celtas mientras que en “Water Between Us”, asistimos al avance de melodías algo más románticas y menos crudas.

Si es difícil evaluar este disco deshilvanando sus canciones de un sentido global, no lo es menos hacer lo propio respecto a la carrera genérica de Joe Henry, que pese a esa diversidad que posee, tiene un sentido tan especial y único que todos sus capítulos son partes de un mismo libro, que sin ninguna duda es uno de los más interesantes que la música norteamericana ha dado en sus últimos años. Decir que “Invisible Hour” es un disco más del músico puede sonar displicente, pero significa todo lo contrario, quien lo haya escuchado alguna vez entiende lo que digo, y quien no lo haya hecho debería subsanar ese error pronto.

 

Escucha Invisible Hour de Joe Henry en Spotify

 

 

 

Related Posts with Thumbnails

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.