Roni Horn, “la creación de la obra sutil, compleja y abierta”

Categoría: Arte,Exposiciones,top1 | y tagged con | |

Por Carlos Toribio. 

Todo dormía como si el universo fuera un error

Fundación Joan Miró

Parc de Montjuïc s/n, Barcelona

Hasta el 28 de septiembre

 

Roni Horn, artista neoyorquina con gran relación con el país de Islandia, presenta desde el 20 de junio hasta el 28 de septiembre, “Todo dormía como si el universo fuera un error”, exposición que se podrá visitar en la Fundación Joan Miró de Barcelona, y posteriormente en el Caixaforum de Madrid. Se trata de una muestra monográfica por ser la ganadora de la cuarta edición del Premio Joan Miró (anteriormente lo habían ganado artistas de gran renombre, tales como Olafur Eliasson, Pipilotti Rist o Mona Hatoum).

Roni Horn (New York, 1955) podríamos decir que se trata de una artista inclasificable, pero que ha sido ella misma la que ha concebido la exposición, sin ayuda de comisarios, realizando una instalación total de los sentidos y de las fuentes literarias, siempre relacionado con los espacios en los que se expondrá, teniendo una distribución calculada al milímetro. Todo este entramado expositivo, con tres elementos por encima del resto, la literatura/palabras, el tiempo vinculado con Islandia y el agua, se entremezclan en formatos tan variados como la escultura, las series de fotografías, dibujos procesales y una pieza de gran tamaño en el suelo.roni horn

Horn en sus inicios se encontraba muy influenciada por elementos del barrio neoyorquino de Harlem, una zona con una personalidad muy marcada, y de aquí encontrará personajes que siempre irá mencionando en sus obras, tales como Aretha Franklin, Jimi Hendrik o Angie Dickinson, y también pudo sacar mucho provecho de sus visitas a los museos de la gran manzana, como Moma, Metropolitan, Museo de Historia o Museo de los indios del Bronx.

Uno de los elementos principales en la obra de Roni Horn, y que siempre se encuentra presente en sus creaciones es la literatura, con constantes citaciones literarias en sus instalaciones escultóricas. Es más, el título de la exposición de la Fundació Miró, es una frase del “Livro do desassossego” de Fernando Pessoa, o la primera instalación que encontramos en el recorrido de la muestra es “White Dickinson” (2006-2010), con elementos de la obra literaria de Dickinson. Horn siempre considera que “la lectura se convirtió en su propio terreno experiencial”, y siempre tendrá presente a Flannery O’Connor, Dostoievksi, Gorki, Chekhov y su diario personal que realizó en Siberia, o “La vida” de Oscar Lewis. Esta característica de la utilización de la literatura también la vemos presente en “Rings of Lispector”, que combina fragmentos literarios de la escritora brasileña Clarice Lispector, colocadas en círculos concéntricos en el suelo.roni-horn

Con una práctica artística polifacética que vincula aspectos de la naturaleza, el paisaje, la cultura popular, ha creado una obra sutil y compleja, relacionando siempre entre las personas y esta mencionada naturaleza. Además podemos ver la obra de Horn como una práctica de libertad. Hay que recordar que Horn tiene una tendencia a partir de un dualismo metafísico/conceptual, y muy poco influenciado por las grandes obras de la historia del arte. Además de no tener como objetivo la búsqueda de la belleza en sus obras.

En Roni Horn, y es una rasgo distintivo primordial y que se vislumbra en la exposición realizada en la Miró, es su gran relación con Islandia, país que conoce desde cuando tenía veinte años, y que se quedó impresionada por el paisaje y el clima, totalmente inestable y cambiante, típico del país islandés. A partir de aquel momento, Horn viaja periódicamente allí para inspirarse en sus nuevas creaciones. Este concepto del clima cambiante la vemos en “You are the weather, part 2” (2011), obra compuesta por cien fotografías, de un rostro femenino que cambia por las inclemencias meteorológicas.

Aunque realmente la obra principal, que sobresale en las salas de esta exposición temporal es “Untitled” (el título es mucho más largo originalmente; “My name is Mary Katherine…”). Pieza central realizada entre 2012-2013 (Horn tiene la característica de presentar obras de años pasados que parecen actuales) que son diez tanques de color verde de cristal que van cambiando visualmente dependiendo de las variaciones de la luz y el clima. Esta obra se había expuesto con anterioridad en la galería Hauser&Wirth de Nueva York.Roni-Horn-1

Finalmente, el otro rasgo distintivo de la artista americana es su utilización del dibujo para la creación previa y para la creación de la obra. Así vemos a lo largo del montaje piezas con estos elementos, como “That XV” (1994) o “That I” (1993). Horn considera que “dibujar es como hacer atletismo, has de estar en la area, porque, si no estás en la zona que te per toca, no puedes tirar hacia delante”. Esta utilización del dibujo la relaciona con la forma de crear de Joan Miró.

Por tanto, ya sea en la Fundació Miró o más adelante en CaixaForum Madrid (13/11-01/03/15), nos adentramos en un mundo impregnado de la reminiscencia del agua, el clima e Islandia, con alusiones constantes a la literatura, con piezas espectaculares que hacen entrar dentro del universo exquisito de Horn. Y así nos encontramos con la cita final para finalizar con la artista: “la luz del norte me deprime. Es tan azul que me gusta más la del sur, todo y que también me gusta la de la primera hora o la del atardecer. Me gusta mucho la luz gris y difusa”. Así es la forma de crear y trabajar de Roni Horn.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.