Munch y Van Gogh : almas gemelas

Categoría: Arte,Exposiciones,Monográficos,top2 | y tagged con | | | |

Por Silvia Herrero

Van_Gogh_Vase_with_Fifteen_Sunflowers_Amsterdam

Datos Prácticos

Hasta el 17 de enero 2016

Museo Van Gogh, Amsterdam. Entradas online

Noches temáticas en el Van Gogh: 18 de diciembre 2015 / 8 y 15 de enero 2016

Las noches temáticas ofrecen un programa especial que explora el legado de los dos artístas. Su organización corre a cargo del museo Van Gogh en colaboración con los socios culturales de la exhibición Munch:Van Gogh.

 

El museo Van Ghogh de Amsterdam ha conmemorado en el año 2015 el 125 aniversario del fallecimiento de Vincent Van Gogh. También en el 2015 el museo ha inaugurado un nuevo pabellón de tres plantas. Esta exhibición sobre las vidas y obras paralelas de Van Gogh y Munch ha servido para estrenar este anexo al museo.

 

Munch y Van Gogh : almas gemelas

Autorretratos con pie de fotosEdvard Munch y Vincent van Gogh, dos artistas visionarios que se adelantaron a su tiempo en más de un sentido. Muchos amantes del arte han encontrado similitudes entre ambos maestros, tanto es así que algunos han llegado a confundir sus obras. Precisamente, la explicación de a qué se debe tal confusión, es el foco de atención de esta exhibición organizada conjuntamente por el museo Van Gogh de Amsterdam y el museo Munch de Oslo.

 

Sin precedentes en la historia del arte, Munch : Van Gogh reune más de cien trabajos de ambos artistas así como varios textos escritos por ellos mismos: varias cartas de la correspondencia que Vincent mantuvo con su hermano Theo y varias páginas de los diarios de Edvard Munch.

 

¿Dónde puedo encontrar El Grito?

Ésta es la pregunta que a menudo escuchan los guías del museo Van Gogh. Pero El Grito no es una obra del maestro neerlandés (1853-1890) sino del noruego Edvard Munch (1863-1944) ¿por qué esta confusión?

Fuentes de los museos Van Gogh y Munch explican que la confusión no es algo extraño producto de la “ignorancia”. Ambos artistas comparten multitud de características, tanto en el terreno personal como en el pictórico. En vida nunca llegaron a encontrarse pero los dos han dejado constancia de su admiración y entendimiento recíprocos. El uno entendía las obras del otro, algo que no sucedía con otros protagonistas del mundo del arte en aquellos días de finales del siglo diecinueve y principios del veinte. Tanto Munch como Van Gogh recibieron malas críticas en sus comienzos y durante largo tiempo. Las consecuencias de la falta de aceptación de su arte fueron más dramáticas para Vang Gogh ―que murió joven y sin saber que el mundo le había otorgado la categoria de genio― que para Munch. Aunque éste último también vió su vida marcada por la depresión psicológica.

Munch - Scream

 

El Grito (1893, Munchmuseum, Oslo) es una de las obras más conocidas de Edvard Munch. De las varias versiones que existen, en esta exhibición podemos admirar la realizada en pastel sobre cartón. El título original era El grito de la naturaleza, lo cual aclara la intención de Munch de expresar la angustia existencial humana frente la inmensidad de la naturaleza. El artista noruego explicó en su diario el origen de este cuadro:

 

“Yo caminaba por la carretera con dos amigos al atardecer. De repente, el cielo se volvió rojo como la sangre. Me detuve y me apoyé en la valla temblando de miedo. Entonces oí el grito enorme, infinito de la naturaleza.”

 

Fieles al objetivo de la exhibición, sus organizadores han situado al lado de El Grito el cuadro de Van Gogh El puente de Trinquetaille (1888, Colección privada). Estas dos obras presentan claros rasgos comunes. No sólo el tema ―miedo, angustia, dolor― también la composición es parecida. En ambas, el sujeto protagonista aparece en solitario de pie en un puente.

 

Van Gogh - puente de Trinquetaille

Primeras obras

La exhibición se extiende por las tres plantas del nuevo pabellón del museo Van Gogh. En la primera planta nos encontramos con un repaso a los inicios de ambos pintores. Las diversas fuentes de donde bebieron y que marcaron sus primeras pinceladas. Jozef Israëls (1824-1911) y Jean-Français Millet (1814-1875) en el caso de Van Gogh. Christian Krohg (1852-1925) y Hans Heyerdahl (1825-1900) en el de Munch. El naturalismo de finales del siglo diecinueve y los colores apagados parecen ser aspectos comunes en las primeras obras de ambos pintores. También es común a ambos su interés en captar una determinada atmósfera y en expresar un sentimiento. A este periodo inicial pertenecen Los comedores de patatas (Vincent Van Gogh, 1885, Fundación Vincent Van Gogh) y Muchacha en la mañana (Edvard Munch, 1884, Museo KODE, Bergen).

 

Tanto Munch como Van Gogh comenzaban a desarrollar su propia personalidad con estas dos obras y ambas fueron rechazadas severamente. Los comedores de patatas resultaba a los críticos demasiado lúgubre y caricaturesca y la Muchacha en la mañana les parecía una pintura inquietantemente honesta. Tras este fracaso inicial ambos artistas decidieron continuar su posterior evolución pictórica en París.

 

Munch-Fertilidad (1899-1900)Influencias y evolución

Tanto Edvard Munch como Vincent Van Gogh experimentan con las distintas tendencias que encuentran en París. Puntillismo al estilo de Pisarro, impresionismo según la técnica de Monet, composiciones poco convencionales siguiendo el ejemplo de Gustave Caillebotte o los elementos y temas predilectos de Toulousse Lautrec se encuentran en las obras jóvenes de Van Gogh y de Munch. Como muestra, en esta exhibición hallamos Día de primavera en la calle Karl Johan (1890, Edvard Munch, Museo KODE, Bergen) y Montmartre: Detrás del molino de la Galette (1887, Fundación Vincent Van Gogh ).

 

También nos encontramos con algunas de las obras de Paul Gauguin, quien ejerció considerable influencia tanto en Van Gogh como en Munch durante las respectivas etapas parisienses de ambos artistas. La exhibición ha reunido una extensa muestra de obras correspondientes a este periodo. Entre ellas encontramos dos óleos emblemáticos, tanto por la obviedad de la influencia de Gauguin como por su carácter simbólico. Son dos obras significativas que muestran la connexión de Munch y Van Gogh en cuanto a su búsqueda de un modo de expresar emociones y el lado transcendente de la vida. Se trata de los óleos El sembrador (1888, Van Gogh, Fundación Van Gogh, Amsterdam.) y Fertilidad (1899-1900, Edvard Munch, Colección Canica Art, Oslo.)

Van Gogh - Noche estrellada sobre el rio Rhone (1888)

 

Los grabados en madera de Gauguin ejercieron también un profundo impacto en la obra gráfica de Munch, quien realizó grabados inspirado por la técnica de Gauguin. En esta exhibición podemos admirar uno de los cinco óleos de la Madonna (1895-1897, Museo Munch, Oslo) del cual Munch creó también diversas litografías y grabados en madera.

Emociones Universales

Tanto Munch como Van Gogh se vuelcan en expresar sus emociones. Dichas emociones transcienden las creaciones de los artistas porque son universalmente reconocibles. Por eso, el título “Emociones Universales” abarca un conjunto de obras con este denominador común. Entre ellas reciben un lugar destacado Noche estrellada sobre el rio Rhone (1888, Vincent Van Gogh, Museo de Orsay, París), óleo a propósito del cual Van Gogh comentó “Tengo unas enormes ganas de religión…”. A su lado el óleo de Edvard Munch Noche estrellada (1922-1924, Museo Munch, Oslo). Estas dos obras resumen el impacto que la religión causó en las vidas de ambos pintores, quienes crecieron en un entorno profundamente religioso.

Van Gogh-El Sembrador (1800)Última planta

En la tercera planta del pabellón de exhibiciones, nos encontramos con la explicación del concepto “sinfonía” pictórica ¿Qué es una sinfonía para Edvard Munch y para Vincent Van Gogh?

Obras como Los Girasoles (1889, Van Gogh Museum, Amsterdam ) o Vampiro (1895, Munch Museum, Oslo) forman parte de series de pinturas que tanto Van Gogh como Munch denominaban “sinfonías”. Los artistas esperaban que el público entendiera mejor lo que ellos querían expresar si sus creaciones eran mostradas en compañia de otras de la misma serie. En esta planta podemos ver estas dos obras y además sendas composiciones multimedia, que muestran el resultado al contemplarlas en la disposición exacta diseñada para ellas. Es decir, en compañia de las otras obras pertenecientes a las mismas series.

 

Edvard_Munch_MadonnaDe Vincent Van Gogh nos muestran la “sinfonía” Dècoration, serie pintada en la localidad de Arles al sur de Francia. La intención de Van Gogh fue decorar las paredes de su casa/estudio en preparación de una visita de Gauguin. A esta serie corresponden sus famosos lienzos de jarrones con girasoles, como la versión que mostramos aquí, Jarrón con quince girasoles (1889, Van Gogh Museum, Amsterdam.)

Edvard Munch invirtió dos años en pintar su serie El friso de la vida. En este conjunto de pinturas y grabados, Munch representó la vida humana desde el nacimiento hasta la muerte. Siempre en busca de la manera más significativa o más exacta de exhibir su arte, Munch esperaba que sus series pudieran encontrar un mismo y único hogar permanentemente.

 

Con estas sinfonías de color la exhibición Munch: Van Gogh toca a su fin. No obstante el visitante es libre de diseñar su ruta como mejor le parezca y si desea empezar por la última planta, la tercera, sería también una buena opción.

EdvardMunchTheDanceOfLife

 

Related Posts with Thumbnails

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.