“Refugiadas”: la epopeya de dos hermanas perdidas en una isla

Por Horacio Otheguy Riveira

La intimidad de dos mujeres en una pequeña sala teatral adquiere tal profundidad que permite unir lazos emocionales con una reflexión importante: contra viento y marea ellas dicen su palabra y actúan en consecuencia, mientras el mundo hace oídos sordos y crece el drama de los refugiados sirios, resultado de una de las guerras más bárbaras del siglo XXI, mantenida en pie por poderosos intereses político-económicos. Aunque estos intereses siempre han estado omnipresentes en cualquier conflicto bélico, por mucho que se disfrace de causas justas o guerra santa con algunos dioses siempre únicos y verdaderos por bandera, en el caso de la guerra de Siria adquiere dimensiones de colosal desesperación, descrita con claridad por cualquier informe periodístico: “Nadie sabe con exactitud cuántos muertos ha causado ya la guerra en Siria. La ONU paró el recuento de víctimas en 2014. Para entonces, la cifra ascendía a 250.000. El último dato difundido en 2016 fija la cifra en 312.000 personas”.

Dirige la puesta en escena Alejandro Navamuel, un actor de larga trayectoria cada vez más volcado en la dirección, en esta ocasión investigando sobre una experiencia eminentemente femenina, protagonizada por dos estupendas actrices, una de ellas autora del texto: un trío bien compenetrado para un resultado de notable creatividad.

¿Y si nuestro país entrara en guerra? ¿Y si perdiésemos nuestras casas y a nuestros seres queridos? ¿Y si perdiésemos la vida?
Refugiadas es la historia de dos hermanas que se embarcan en un viaje hacia una vida mejor. Pero la suerte, no siempre esta del lado del que la merece. Perdidas en una isla, será una nota la que les embarque hacia el descubrimiento de una verdad que no les quedará más remedio que aceptar y de la que sólo la marea será testigo.
Refugiadas nace de la necesidad de denunciar las miserias y atrocidades que han sufrido los ciudadanos sirios en los casi siete años de conflicto continuo. Inspirada en una historia real, Refugiadas retrata el viaje de dos hermanas madrileñas que se ven obligadas a huir de una España que sufre los devastadores efectos de una Tercera Guerra Mundial. Hechos ficticios, pero que casi rozan lo posible dentro del marco de tensión que mantienen actualmente determinados países.
Con Refugiadas buscamos que el espectador reflexione sobre la situación actual en Siria y sobre los cientos de miles de desplazados o, como solemos llamarlos, refugiados. Todos ellos humanos, como nosotros. Con sus nombres y apellidos. Mujeres, hombres y niños, que se ven atrapados en medio de un conflicto que no han provocado, víctimas de una suerte llamada “procedencia”. Seres humanos que se ven obligados a abandonar sus casas, sus pertenencias, su barrio, su ciudad y, en muchos de los casos, terminan perdiendo la vida.

Con mínimos elementos se crea una atmósfera de inquietud de tal manera que lo que les sucede a dos mujeres en una situación límite, angustiosa y desesperante, se convierte en una búsqueda de posible supervivencia que cautiva por su humanidad. Así, Refugiadas se acerca a los espectadores de una ciudad como Madrid, alejada del conflicto, y la torna universal. Desde cualquier parte del mundo, la soledad y capacidad de resistencia de estos personajes logran conmover y modificar falsos conceptos, además de revivir algo tan esencial como el sueño de la inmensa humanidad: la fortaleza de su solidaridad.

Leticia Barrios, también responsable del texto, y Sara Herrera, como Refugiadas.

 

REFUGIADAS

Texto: Leticia Barrios
Direccion: Alejandro Navamuel
Reparto: Sara Herrera y Leticia Barrios
Diseño: Laura Delgado
Audiovisuales: Daiana Vegas

 

 

Producción de la propia Compañía: El Pequeño Paso

Teatro Nao 8, Madrid, los domingos de junio a las 18 horas.

 

 

Related Posts with Thumbnails

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.