‘Mejor morir que vivir sin matar’, una sátira distópica sobre el futuro de Europa

EVA FRAILE. BLOG: REINA LECTORA.

Que aceptamos el mundo en el que vivimos como un absoluto inmutable no es ninguna novedad, como tampoco lo es que, poco a poco, a medida que crecemos y nos desarrollamos en él, aprendemos a sacralizar todo lo que entendemos que constituyen sus cimientos. Seguramente, esta sea la base de las creencias de todos nosotros, y a buen seguro nos llevaríamos una sorpresa mayúscula si atisbáramos hasta qué punto sería posible que todo ese cimiento se desmoronase, dando al traste con nuestra forma de vida. No seríamos los primeros en llevarnos esta sorpresa: griegos, romanos, persas, dan fe de ello.

Partiendo de esta base, Ricardo Añino ha ideado una inteligente trama en la que reflexiona sobre las causas que pueden llevar a nuestra sociedad al colapso, y parte de la base de que la decadencia ya ha comenzado. Las sucesivas crisis, la última de ellas marcando nuestros ritmos de vida todavía, las transformaciones en la forma de entender las naciones y los Estados, el exceso de nacionalismo o la negación de la idea de la patria son solo algunos de los ingredientes, pero también los procesos migratorios y una crisis de deuda que, en la práctica, posibilita que un Estado se pueda convertir en un producto comprable en pública subasta. Todo esto va modificando la geopolítica mundial, y el resultado es que la ficción de Añino resulta no ser tan ficticia.

En 2112 la Europa del Sur está sometida al régimen opresor y de segregación racial impuesto por China y dirigido por el general Dilong Yazi, jefe del Servicio de Seguridad de Euro-China. Alda, una contrabandista de sangre mezclada, china y galaica, es una aberración racial para el régimen de segregación que esclaviza a los europeos del Sur, los aceitunos. Pese a su media sangre china, la Resistencia elegirá a Alda para que luche por la liberación aceituna. Alda, sus compañeros y el vagabundo Xan-Pericán deberán recorrer los territorios segregados, aceitustanes, para recoger en seis monasterios las piezas de un arma con la que derrotar al enemigo. En las seis abadías les serán asimismo entregadas seis palabras, fruto de la reflexión monacal acerca de lo que, una centuria atrás, llevó a los europeos a su división y derrota.

 La distopía futurista sobre la que se construye la novela es una reflexión despiadada, mordaz y heterodoxa sobre la Europa del siglo XXI y sirve de ocasión para explorar las causas de su decadencia. Mediante una historia polifónica donde la épica y la sátira se combinan armónicamente, el autor pone en duda algunas ideas sagradas de nuestro tiempo y redescubre algunos viejos mitos hacía tiempo desacralizados.

Mejor morir que vivir sin matar es la segunda novela de Ricardo Añino, quien se ha servido de su amplia experiencia como diplomático por países de todo el mundo, y en los personajes que en ellos conoció, para construir esta sátira singular que dibuja un futuro tal vez no tan distópico. 

«Una distopía futurista cargada de épica y sátira a partes iguales».

El libro ha sido publicado por Editorial Adarve y se puede adquirir, tanto en formato papel como digital, a través de la web de la editorial o en Amazon.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.