Jorge Usón, entre el show, el cabaré y el teatro, “Vamos subiendo la cuesta…”

Por Horacio Otheguy Riveira

Jorge Usón es un actor de gran expresividad, para el que los diferentes grados de posibilidades fluyen de su cuerpo alto y robusto con gran dominio del desparpajo y la sensibilidad; parecen extremos opuestos, pero no lo son porque no es igual la risa producida por un juego de farsa que la distorsión grotesca de un fondo trágico o la sutileza de una comedia británica. Pero en él, cuando se asoma el drama, viene para quedarse, igual en el terror gótico que al abordar un melodrama antiguo. Dejando de lado sus aplaudidas composiciones en series de televisión, se trata de un intérprete de personajes que cantan o solo hablan y a menudo les basta con estar en escena y mirarnos a la cara: un gesto en el que el hombre que habita al actor deja traslucir sus muchas actividades previas al escenario: médico especializado en psiquiatría, guionista y productor. Transmite sensaciones que superan la eventual aparición teatral para quedarse entre nosotros la sensación colectiva de una espera que nunca quiebra expectativas. Cantando nos tiende la mano para acompañarle a la única región patriótica donde podemos ser capaces de subir la cuesta juntos. Viaje misterioso, espléndido, a veces doloroso, siempre emocionante.

En el Teatro Español el 5 de octubre de 2019. Un llenazo inolvidable en la histórica sala madrileña.

Cuando ya lleva el show un buen rato, estalla con mucha fuerza el homenaje a Joan Manuel Serrat y su emblemática canción, durante muchos años sospechosa de plagio hasta que un Tribunal dictó sentencia a su favor en 2001. Pasa el tiempo pero la energía depositada en ella parece adquirir renovado ímpetu, más aún en la voz de Jorge Usón, acompañado por su espléndida banda de cuatro músicos: Nelson Dante, percusión y voz. Jesús Garrido, guitarras, bouzouki, charango, voz. Adán Carreras, guitarra, bajo y voz. Fernando Favier, batería y percusiones. Con la dirección musical de Sebastián Merlín.

En la noche de San Juan,
Cómo comparten su pan,
Su tortilla y su gabán,
Gentes de cien mil raleas.
Apurad
Que allí os espero si queréis venir
Pues cae la noche y ya se van
Nuestras miserias a dormir.
Vamos subiendo la cuesta
Que arriba mi calle
Se vistió de fiesta. (…)
Una canción emblemática en un rico repertorio hispanoamericano, surgido de un viaje personal de Usón por Argentina y otros países. El alma cándida o aguerrida de aquellos paisajes muy dados a cantar toda clase de emociones, se refleja en el recital De carne y hueso con el subtítulo: Puse mi patria en el vuelo.
Todo lo que sabemos desde hace muchos años sobre el talento de este actor polifacético se brinda en estos meses con el color de la sorpresa, porque, entre otras, tiene la capacidad de sorprender a sus admiradores, no solo a quienes se acercan por vez primera. Son ya muchas temporadas recorriendo los matices de su talento.

La muy celebrada canción de Serrat con la que empecé esta crónica tiene, tras el subidón de la primera parte, la caída en la segunda, la gran fiesta interclasista se viene abajo porque por mucha fantasía que se eche, las clases sociales sigues existiendo, y con ellas las diferencias y las mayores injusticias.

(…) Y con la resaca a cuestas
Vuelve el pobre a su pobreza,
Vuelve el rico a su riqueza
Y el señor cura a sus misas.
Se despertó el bien y el mal
La pobre vuelve al portal,
La rica vuelve al rosal,
Y el avaro a las divisas.
Se acabó,
El sol nos dice que llegó el final,
Por una noche se olvidó
Que cada uno es cada cual.
Vamos bajando la cuesta
Que arriba en mi calle
Se acabó la fiesta.
Y es aquí, en el cuesta-abajo donde los artistas se abrazan, Jorge Usón y Joan Manuel, y el concepto de fiesta continua, de búsqueda permanente del hallazgo y el esfuerzo conjunto, de la esperanza como tentación ineludible. Así reina el intérprete cuando canta o cuando burbujea en el singular grotesco de Harold Pinter de Invernadero; el fantástico Cabaré de caricia y puntapié; la hilarante tragicomedia Arte, de Yasmina Reza; la despiadada crítica a la corrupción política inglesa en Feelgood
Ahora, hasta el 17 de noviembre en el María Guerrero, Jorge Usón aplaca su ímpetu habitual, oculta todo rasgo humorístico, es el cínico y temeroso Predicador en tiempos de guerra, de Madre Coraje y sus hijos, el clásico del siglo XX, escrito por Bertolt Brecht con música de Paul Dessau. Mientras tanto aparca su último espectáculo con Carmen Barrantes, escrito y dirigido por José Troncoso, Con lo bien que estábamos, que en cualquier momento vuelve a dispararse, con la certeza de que en la Sala Galileo Galilei volverá el 5 de diciembre para despedir 2019 con De carne y hueso.
En las distancias cortas es un conversador entusiasta que oscila entre historias de la Patagonia argentina y algunos pueblos mexicanos, el psicoanálisis como constante búsqueda de todo lo humano y lo divino que bulle en sus emociones y reflexiones. Un artista polifacético, es decir, con muchas posibilidades. Un hombre de carne y hueso que pone ante micrófonos o en la soledad del camerino su patria en el vuelo, su pasión compartida con Antonio Machado y su noble advertencia: “Caminante no hay camino, se hace camino al andar”.

En 2016, en El hogar del monstruo. Jorge Usón es La criatura, de Sanchis Sinisterra. Compuso el punto oscuro, divertido y a ratos grotesco del monstruo del doctor Frankenstein en una conferencia donde se propone pedir “a señores académicos, y una señora académica” que se le considere un ser humano.

Con lo bien que estábamos (Ferretería Esteban), 2018, texto y dirección de José Troncoso: la irrupción del teatro en la vida confortablemente gris de una pareja.

Foto del elenco de Madre Coraje y sus hijos, 2019. En el centro, Jorge Usón entre Samuel Viyuela, Blanca Portillo y Paula Iwasaki.

De carne y hueso. Puse mi patria en el vuelo: canciones de ultramar, poesía y fusión de los pueblos y culturas subrayando aquello que une a las personas más allá de los océanos. Mercedes Sosa, Serrat, Hermanos Carabajal, Chico Buarque, Mina Manzzini, Atahualpa Yupanqui, María Dolores Pradera y poetas como Gamoneda, Anne Sexton, Cernuda, Escarpa, Paca Aguirre, Tonino Guerra, Pablo G. Baena, Miguel Labordeta …

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.