Las 13 mejores películas españolas de terror / ci-fi / fantasía

Categoría: SpecFic,top1 |

astronauta

“¿Quién puede matar a un niño?” (1976)

Mientras la mítica serie de terror ‘Historias para no dormir’ seguía emitiéndose en TVE, su creador Narciso Ibáñez Serrador se embarcó en el rodaje de esta película que con el tiempo se ha convertido en un clásico patrio del género gracias a su desasogante atmósfera. ¿El argumento? Una pareja de turistas anglosajones llega a una isla de pescadores frente a la costa malagueña… para descubrir que está habitada únicamente por niños, mientras que los adultos parecen haberla abandonado de forma dramática y precipitada (por si te lo estás preguntando: “Los chicos del maíz” es posterior).

El filme es la adaptación de la novela “El juego de los niños” de Juan José Plans. En ésta se sugiere una explicación de los hechos (que la película omite) que establece un curioso paralelismo con “El incidente” de M. Night Shyamalan.

“El día de la Bestia” (1995)

Álex de la Iglesia había debutado como director unos años antes con la comedia de ciencia ficción “Acción Mutante”, y decidió repetir el experimento en su siguiente largometraje, si bien cambiando la ci-fi por el terror. Así, con “El día de la Bestia” emprende una labor de parodia tanto del subgénero ‘satánico’ (“El exorcista”, “La Profecía”, “La semilla del diablo”, etc), como de las paranoias vinculadas al cercano ‘fin del milenio’: un cura vasco, un metalero de Carabanchel y un showman televisivo de las ciencias ocultas deben impedir el nacimiento del Anticristo en la Puerta de Europa (Madrid).

“Abre los ojos” (1997)


Tras el éxito de su thriller “Tesis”, un joven Amenábar se lanzó a la tarea de cambiar de género… sin que dicho cambio se notara hasta el último momento. Así, la historia de un joven acomodado y mujeriego horriblemente desfigurado por una amante despechada transita, previo paso por la confusión onírica, hasta (alerta SPOILERS) la reflexión en torno a la realidad virtual y la animación suspendida.

Arriesgada para unos, pretenciosa para otros, supuso el rescate de la ciencia-ficción española de las garras de la serie B y nos dejó en el camino la icónica estampa de la Gran Vía de Madrid desierta.

“El espinazo del diablo” (2001)

Tras reinventar el mito vampírico en su interesante ópera prima “Cronos” y sufrir el lado oscuro de Hollywood con la irregular película de monstruos “Mimic”, el director mexicano Guillermo del Toro decidió venir a España para rodar “El espinazo del diablo”, un eficaz drama de terror gótico ambientado en nuestra Guerra Civil, una etapa histórica que Del Toro revisitaría unos años más tarde.

¿La trama? Un niño recala en un orfanato republicano amenazado por el avance franquista y que alberga oscuros secretos… y el fantasma de un niño.

“Los Otros” (2001)

Amenábar no quería despedirse aún de la ficción especulativa, y se embarcó con “Los Otros” en un filme de terror y suspense, en la que la típica historia inglesa de fantasmas sufre hacia el final “Otra vuelta de tuerca” (ése es el título de la novela de Henry James que influyó sobre Amenábar a la hora de escribir el guión).

Cabe señalar que esta película, protagonizada por Nicole Kidman, constituye el mayor éxito comercial del cine español.

“Darkness” (2002)

Tras el éxito de su ópera prima “Los Sin Nombre” (filme de terror basado en la novela homónima del británico Ramsey Campbell), Jaume Balagueró decidió repetir fórmula con la algo irregular “Darkness”, protagonizada por la estadounidense Anna Paquin (varios años antes de que revolucionara a todos los seres sobrenaturales de Lousiana en la serie “True Blood”).

¿El argumento? Una familia se traslada desde Estados Unidos a una casa de campo en España donde nació el padre, y cuyo pasado oculta un hecho sangriento con oscuras repercusiones en la actualidad. No sería la última aportación de Balagueró al género.

“El Laberinto del Fauno” (2006)

La nueva incursión de Guillermo del Toro en tierras (e historia) de España cambió el terror por la fantasía y superó notablemente a “El espinazo del Diablo” en todos los campos. Este nuevo filme vuelve a contarnos la historia de una huérfana, testigo ahora de un enfrentamiento entre los maquis y la Guardia Civil en la posguerra. La niña, llamada Ofelia, descubre en el bosque a un fauno que afirma que ella es la princesa del Reino Subterráneo.

Se trata, para muchos, de la obra maestra de Guillermo del Toro. Su guión hace encajar a la perfección dos películas en una, logrando que el contraste entre las mismas las realce: una dramática, mundana y local; otra inocente, fantástica y universal. Todo ello aderezado por una creatividad visual absolutamente desbordante.

“[REC]” (2007-2014)

La siguiente incursión de Balagueró en el terror tuvo lugar de la mano de Paco Plaza (director en 2004 de “Romasanta: La caza de la bestia” sobre la vida del supuesto licántropo histórico Manuel Blanco Romasanta).

Juntos, unieron la fórmula del falso documental (ya usado en el “Proyecto de la Bruja de Blair”) con la del subgénero zombie (revitalizado poco antes gracias a “28 días después”) y situaron a Manuela Velasco como la nueva ‘scream queen’ española, dando inicio así a una saga de 4 exitosas películas.

“Los cronocrímenes” (2007)

Experimento de Nacho Vigalondo rodado con pocos recursos y gran ingenio. Su propio creador afirma de ella que “no es más que la historia de un crimen con viajes en el tiempo”… una en la que el guión juega con gran soltura con las paradojas temporales.

Karra Elejalde es el protagonista del filme, que se verá perseguido por un extraño oculto tras vendas rosas tras haberse adentrado en el bosque en busca de una mujer desnuda que atisbó con sus prismáticos.

“Planet 51” (2009)

Los habitantes de un típico pueblo estadounidense de los años 50 reciben la visita de la nave de un explorador alienígena, no muy distinto de los que pueblan las películas de sus cines. Es decir, el típico argumento de ciencia-ficción de los 50 (la década de “Ultimátum a la Tierra”, “Planeta prohibido”, “La invasión de los ladrones de cuerpos”…), con la excepción de que en este caso ellos son verdes y con antenas, y el explorador ‘alien’ es un capitán de la NASA.

Comedia de animación de producción española (pero con guionistas de “Shrek” y “Los Simpsons”) que permite pasar un buen rato haciendo un uso intensivo de los estereotipos y los homenajes cinematográficos.

“EVA” (2011)

Un diseñador de robots se reencuentra después de largo tiempo con su hermano y con la mujer de éste (su propia ex-novia). La amistad que inicia con la hija de ambos, la magnética Eva, influirá notablemente en un importante proyecto que tiene entre manos: crear un niño androide con emociones.

Las reminiscencias de “Inteligencia Artificial” en esta película dirigida por Kike Maíllo son claras, pero también contiene gotas de “Frankestein” y cierta dimensión de cuento de Navidad. Años después, Antonio Banderas intentaría adentrarse a su vez en el género robótico con “Autómata”, pero los resultados fueron menos brillantes.

“Los últimos días” (2013)

Aportación española al subgénero de ciencia-ficción postapocalíptica, dirigida por los hermanos Alex y David Pastor.. Aquí no hay holocausto nuclear, ni invasión alienígena… y la epidemia mundial ni siquiera ha hecho extinguirse ni mutar a la mayoría de la raza humana: sólo ha provocado una repentina y aguda agorafobia que ha hundido de manera inmediata el esquema social pre-existente, y relegado a la Humanidad a los edificios y al mundo subterráneo. El núcleo de la historia aborda el viaje de Marc para llegar hasta su novia a través de los túneles de metro y las alcantarillas de una Barcelona devastada.

“El cosmonauta” (2013)

1975. La URSS lanza su primer (y secreto) viaje a la Luna con un único cosmonauta. Pero la comunicación se corta a las pocas horas y muchos le dan por muerto… no así su mejor amigo y jefe de la misión, que no dejará de buscar indicios de lo ocurrido durante 7 meses. Hasta que, de repente, la nave entra en la atmósfera…sin nadie a bordo. Poco después, el cosmonauta contacta con él por radio, afirmando haber vuelto a una Tierra absolutamente despoblada.

“El cosmonauta” destaca por muchas cosas sobre el resto de filmes de la lista. La primera, porque es la única que podemos ver en Internet de forma totalmente legal gracias a su licencia Creative Commons. La segunda, porque es la única con 5000 productores, tantos como internautas respaldaron la campaña de crowdfunding puesta en marcha por su creador (Nicolás Alcalá) y que logró recaudar medio millón de euros.

Autor: MARCOS MERINO

Related Posts with Thumbnails

Una respuesta a Las 13 mejores películas españolas de terror / ci-fi / fantasía

  1. ¿Ninguna anterior a la muerte de Franco? Se nota que has visto mucho cine…

    Serie Eñe
    18 mayo 2016 at 17:24 pm

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.