Se publica “Gallo de pelea”, obra cumbre de Charles Willeford

Categoría: +Actual,Al filo | y tagged con

«Hay tres buenas maneras de ganar una pelea. Una es lanzar un puñetazo al plexo solar; otra, adoptar una expresión inescrutable, y la tercera, enseñarle un cuchillo bien afilado a tu contrincante. Cualquiera de estos tres métodos, por separado o combinados, debería espantarle la belicosidad a cualquier hombre, mujer o niño».

gallo

Gallo de pelea, de Charles Willeford.

Actualidad editorial:

Charles Willeford, uno de los grandes nombres del hardboiled norteamericano y autor de culto, se inspiró en La Odisea para concebir la que él mismo consideraba su mejor novela, que ahora por fin se traduce al castellano. Gallo de pelea (Sajalín Editores) es una aventura por los reñideros sureños de los años sesenta, un viaje por una Norteamérica poco conocida y extinta, en compañía de un personaje inolvidable… De mansiones de gobernadores a moteles de mala muerte: un deporte violento y prohibido, y un hombre dispuesto a todo por ser el mejor gallero de Estados Unidos.

«Los pollos que no han de mover el culo y escarbar para encontrar comida, igual que los beneficiarios del Estado del bienestar, aprenden enseguida a quedarse esperando a que les caigan dádivas del cielo, engordan y se vuelven inútiles».

Frank Mansfield es un silencioso y obstinado gallero de treinta y dos años, un hombre obsesionado con las peleas de gallos que recorre con sus animales el sur de los Estados Unidos buscando toda oportunidad de participar en esta clase de competiciones. Frank es alguien respetado en el mundo de las peleas de gallos. En los reñideros del Sur su nombre hace zozobrar las apuestas. Es fanfarrón, impulsivo y pendenciero; pero para ser el número uno hay que tener cabeza. Tras una dolorosa derrota debida a su fanfarronería, Frank decide optar por un drástico voto de silencio, que no romperá hasta que sea reconocido con el Premio al Gallero del Año, la más alta distinción de la gallística norteamericana.

Solo él conoce el motivo de su mudez, aunque en el primitivo mundo de las peleas de gallos, un mundo de hombres regido por normas ancestrales en el que «un apretón de manos obliga tanto como una declaración jurada ante notario», nadie se molestará en averiguarlo. En cambio a Mary Elizabeth, tras muchos años esperando abnegada a que su prometido dejara los gallos, volviera al pueblo y sentara cabeza, le queda poca paciencia, y esa extraña mudez está a punto de agotarla. Ella le pide que siente la cabeza, pero Frank, sin blanca y sin gallos, persiste en su empeño de conseguir el título que tanto anhela; para ello, no duda en formar una sociedad con su adinerado vecino Omar Baradinsky, un ejecutivo de Nueva York que abandonó su prometedora carrera para criar y soltar gallos de pelea.

«En América todos queremos dinero porque lo necesitamos y no podemos vivir sin él, pero no necesitamos tanto como la mayoría pensamos. El dinero no basta. Queremos algo más, y mi algo más era el Premio al Gallero del Año». En su periplo por reñideros, bares, parques de caravanas y carreteras sureñas a principios de los sesenta, Frank brinda al lector su particular visión de la gallística, el honor, la hombría, la elegancia y las mujeres.

Charles Ray Willeford III (Little Rock, Arkansas, 1919 – Miami, 1988) quedó huérfano a los ocho años tras la muerte por tuberculosis de sus padres. Con tan solo doce años escapó de la custodia de su abuela y vivió un par de años como vagabundo durante la Gran Depresión. A los dieciséis se alistó en el ejército y sirvió en Filipinas. Su participación en la Segunda Guerra Mundial al frente de una división de tanques le valió varias condecoraciones, entre ellas dos Corazones Púrpuras. Tras abandonar el ejército, fue boxeador profesional, entrenador de caballos y actor ocasional. Estudió pintura en Francia, literatura inglesa en Miami, fue crítico literario en el Miami Herald y profesor en dos universidades. Escritor prolífico, Willeford publicó en vida varios libros de poesía, dos libros de memorias y más de quince novelas. Gallo de pelea, su obra maestra, fue adaptada a la gran pantalla por Monte Hellman con guión del propio Willeford, que también actuó en la película en el papel de Ed Middleton. La fama le llegó a los sesenta y cinco años con la publicación de Miami Blues (RBA, 2012), primera novela de la tetralogía protagonizada por el sargento de homicidios Hoke Moseley.

.

Gallo de pelea.  Charles Willeford.  Traducción de Güido Sender.  Sajalín Editores, 2015.  319 páginas.  21,50 €

.

Related Posts with Thumbnails

2 respuestas a Se publica “Gallo de pelea”, obra cumbre de Charles Willeford

  1. que características se tuvieron en cuenta para este proceso?

    gallos de pelea
    30 noviembre 2016 at 13:18 pm

  2. excelente libro altamente recomendable

    gallos de pelea
    13 julio 2017 at 20:07 pm

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *