El caso del soldado desaparecido

El caso del soldado desaparecido, de Javier Fonseca. Ilustraciones de Joaquín González. Madrid, MacMillan Infantil y Juvenil, 2010. Cartoné, 150 x 210 mm., 80 pp., 10.90 €. También en catalán.

Por Anabel Sáiz Ripoll.

Clara es una niña de casi 9 años que vive en un barrio normal, pero que presenta una característica especial: quiere ser detective. Por eso ha creado una agencia llamada CS-123, que presenta un aspecto distinto porque el socio de Clara es, ni más ni menos, que un perro de peluche, pero, no vayamos a creer que es un perro normal, qué va, Uan, el perro de Clara habla inglés porque es de Londres; de esta manera Clara y Uan se comunican en dicho idioma con lo cual, el resto de la gente de su barrio no los entiende.

La gracia de las aventuras protagonizadas por Clara, hasta la fecha tres, es que, Javier Fonseca, incluye los diálogos en inglés (en otro tipo de letra), lo cual favorece que los pequeños lectores, desde 7 años, poco a poco, se vayan familiarizando con este idioma de una manera lúdica y fluida.

El aspecto formal de los libros, por otro lado, es digno de mención. Joaquín González los ilustra de una manera muy visual, llena de colorido, de matices. Además, las páginas presentan también franjas de colores y el aspecto tipográfico, como hemos dicho más arriba, está muy cuidado; todo contribuye a que la lectura de estos libros sea divertida y esté llena de sorpresas.

En El caso del soldado desaparecido, Clara protagoniza una doble aventura. Por un lado, ayuda a un vecino a que su hijo recién nacido sea famoso (y por poco se organiza un buen lío) y, por el otro, resuelve la desaparición de un soldado de plomo muy valioso, cuyo propietario, el director del colegio, estimaba mucho.

Clara es una niña simpática, con mucho desparpajo, que va al colegio, que tiene amigos y, sobre todo, una imaginación desbordante que le permite comunicarse con Uan quien cobra tanto protagonismo como la propia Clara y podríamos añadir que manifiesta rasgos de personalidad muy británicos, como su sentido del humor y su flema.

Javier Fonseca trabaja muy bien los diálogos y, sobre todo, el hilo discursivo de Clara que es quien nos cuenta la historia de una manera directa, fresca, entre ingenua y tierna; pero con mucha gracia puesto que Clara nos hace una radiografía precisa de sus vecinos, de cómo son, de sus defectos y virtudes, aunque con total naturalidad, sin acidez.  Clara, además, nos ofrece momentos muy divertidos, incluso hilarantes, de su vida en el colegio, de sus actividades cotidianas.

Las aventuras de Clara Secret harán, sin duda, las delicias de los niños y niñas lectores y son, por supuesto, una lectura muy recomendable para el verano.

http://www.macmillanlij.es/El-caso-del-soldado.2362.0.html?&L=1&L=0

Related Posts with Thumbnails

Una respuesta a El caso del soldado desaparecido

  1. Pingback: El caso del soldado desaparecido « De todo un poco

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *