Sheherezade

Categoría: Creación,Cuento creación | y tagged con | | |

 

Sheherezade. Cuentos para cada momento. Macmillan infantil y juvenil. 72 cuentos, leyendas y fábulas reunidos en 9 libros con memorables ilustraciones. 

 

cuentos2Hace mucho tiempo, gobernaba en la India un sultán que tenía dos hijos: Shahriar y Suhzamán. Al morir su padre, Shahriar le sucedió, y Suhzamán se convirtió en rey de Tartaria. Diez años más tarde, Shahriar, que echaba de menos a su hermano, mandó a su visir para que lo invitara a la India. Suhzamán aceptó la invitación, se despidió de su mujer y partió para reencontrarse con su hermano. Pero al caer la noche, cambió de opinión y decidió volver a su palacio de Samarcanda.

¡Y cuál fue su sorpresa al encontrarse a su esposa en los brazos de un apuesto oficial! De la rabia, el sultán sacó su sable y les quitó la vida. Acto seguido se reunió con el visir y retomó su viaje hacia la India, donde los dos hermanos se reunieron con gran alegría. Shahriar, viendo a Suhzamán muy preocupado, le propuso salir de caza para distraerse. Pero él prefirió quedarse sentado tranquilamente junto a la ventana.

De repente, Suhzamán vio salir del palacio a veinte mujeres cubiertas con largos velos. Al llegar al jardín, las mujeres se descubrieron. Y cuál fue su sorpresa al descubrir…¡que diez de ellas eran hombres! Entonces, los hombres abrazaron a las diez mujeres, entre las que se encontraba la sultana…Conmocionado al ver a su hermano traicionado también por su esposa, Suhzamán decidió contarle lo que había visto, así como su propia historia. 

A la mañana siguiente, el sultán fingió volver a salir de caza, y los dos hermanos, apostados en la ventana, vieron de nuevo a los diez hombres abrazar a las diez mujeres a escondidas. 

Shahriar, humillado, mandó ejecutar a la sultana y a su amante. Después, convencido de que todas las mujeres le eran infieles a sus maridos, pidió a su visir que a partir de entonces le trajera a una mujer cada noche a palacio. ¡Y al amanecer, la ejecutaría!

Pero he aquí que el visir tenía dos hijas, una de las cuales, Sheherezade, se lamentaba de la suerte de todas aquellas mujeres sacrificadas. Dispuesta a retener aquella matanza, la joven decidió ir a palacio acompañada de su hermana Dunyazad. El sultán, cautivado por la belleza de Sheherezade, aceptó recibirla. Dunyazad rogó entonces a su hermana que contara una de las muchas historias fabulosas que conocía…

El relato de Sheherezade resultó ser tan fascinante que el sultán se le pasó la hora de matarla. Pospuesta la ejecución para el día siguiente, Sheherezade retomó a la noche siguiente su emocionante historia. Pero el sultán volvió a dejar pasar la hora. La joven siguió con aquel tejemaneje noche tras noche, de tal modo que Shahriar se acostumbró a escuchar aquellos cuentos maravillosos. Cuando hubieron transcurrido así mil y una noches, el sultán acabó por cambiar de opinión sobre las mujeres y decidió salvar a su Sheherezade y casarse con ella. Aquella noticia alegró a su pueblo, que bendijo a los esposos y recuperó la paz…

 

(…) 

 

Related Posts with Thumbnails

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *