Las diez reglas de Nietzsche para escribir

Categoría: +Medios,top3 | y tagged con | |

Entre el 18 y el 24 de agosto del 1882, Friedrich Nietzsche acuñó diez reglas para la escritura, una especie de manual que pretendía sentar las bases para una expresión escrita correcta, clara y genuina.

Este decálogo fue enviado por el filósofo a través de cartas a Lou Andreas-Salomé, intelectual, escritora y psicoanalista rusa, musa de muchos pensadores y artistas de su época, mujer de la que Rainer Maria Rilke y, según algunos, Freud estuvieron enamorados, y a quien Nietzsche hizo su protegida y propuso matrimonio la segunda vez que la vio; ella lo rechazó y su amistad terminó, pero siempre guardó un gran respeto por el filósofo y su obra.

Sería precisamente Lou Andreas-Salomé quien, más de 20 años después, publicaría este decálogo titulado Hacia la enseñanza del estilo (Toward the teaching of style).

En estas diez reglas podemos percibir un gusto por el aforismo, por los conceptos oscuros, y una vena evidentemente filosófica, en particular cuando Nietzsche habla de la vida y de las ideas en sí mismas —con las cuales, según él, uno siempre debe estar comprometido. El filósofo también recalca la importancia de que el escritor considere al lector al momento de escribir.

A continuación, el decálogo del filósofo:

1. La vida es una necesidad primordial: un estilo debe vivir.

2. El estilo debe ser concebido tomando en cuenta a la persona específica con la que te quieres comunicar. (La ley de la relación mutua).

3. Primero, antes de escribir, uno debe determinar con precisión “qué se quiere decir y presentar”. La escritura debe ser sólo una imitación.

4. Como el escritor carece de los recursos que tiene el orador, deberá por lo general, hacer una presentación expresiva de su modelo. De cualquier manera, la presentación escrita de éste, siempre resultará más apagada que el modelo en sí mismo.

5. La riqueza de la vida se revela a través de la riqueza gestual. Uno debe aprender a considerar todo —la extensión y ritmo de las oraciones, los signos de puntuación, la selección de palabras, las pausas, la secuencia de los pensamientos—, como lo hacemos con los gestos.

6. ¡Te cuidado con la puntuación! Sólo las personas que tienen una respiración larga al hablar se merecen el punto. Para la mayoría, el punto es una afectación.

7. El estilo debe probar que uno cree en una idea. No solamente que uno la piensa, sino también que las siente.

8. Entre más abstracta es la idea que se quiere expresar, más importante es guiar los sentidos del lector hacia ella.

9. La estrategia de un  buen escritor de prosa consiste en la elección de los medios que lo acerquen lo más posible a la poesía, sin tocarla.

10. Privar al lector de las objeciones más obvias no es una manera eficaz, ni inteligente. Permitir que el lector pronuncie la quintaesencia de nuestra sabiduría es una mejor y más inteligente manera de hacerlo.

Related Posts with Thumbnails

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.