Ven y sueña o, mejor, déjate soñar. Al final estará «El abrazo»

Por Horacio Otheguy Riveira

En hora y cuarto, permanencia en una nube donde gente desolada encuentra la medida de sueños inconfesados. Tal el resumen de una función nada común, con un formato de comedia ligera, pero con una trascendencia notable, casi imperceptible, por el misterio poético que la envuelve.

De origen sueco el texto, la versión y dirección de Magüi Mira le da este cariz sugerente con el que logra una medida peculiar para expresar la densidad de quienes envejecen al margen de sus sueños. Pero pueden alcanzarlos cuando al fascinante poder de su imaginación coge carrerilla, como un gozoso animal que corre por los verdes campos de un edén por descubrir.

De pronto una tarde, todo cambia más allá de la esperanza de cambio, incluso de un mínimo deseo de cambio. Todo circula y rueda a nuestro alrededor de tal manera que las vivencias se nos tornan difusas, aparentemente corrientes, incluso vulgares, pero en la escena de nuestra existencia algo o todo se ve de manera diferente. Por eso, quizás, en este trabajo teatral el espacio escénico es en gran medida abstracto para que la realidad de los ancianos protagonistas pueda quedarse a un lado, mientras la magia de un muchacho mulato haga su aparición de cualquier manera, por cualquier lado, o llame a la puerta que no existe, o reclamando atención a través de paredes transparentes.

El ensueño está servido. O la negación del mismo. A través de dos profesionales con mucha experiencia como María Galiana, la indómita mujer independiente con callada frustración, y Juan Meseguer, que impone su simpatía en la piel de un hombre al margen de cuanto quiso ser… Entre ambos, la juventud del dominicano Jean Cruz, ya bien afincado en series de televisión, numerosos cortometrajes y varias obras de teatro, luciendo aquí su brillante capacidad de expresión corporal, como un mimo que busca las palabras en el aire hasta dar con su musical forma de hablar.

Solos los tres en un ámbito casi desértico porque lo que importa es lo que les sucede interiormente… guiados mágicamente por la voz de Leonard Cohen y su fascinante Take This Waltz, un acompañamiento musical clave en varias escenas, especialmente al comienzo y al final. Una presencia de gran aliento:

Take this waltz, take this waltz
Take its broken waist in your hand
This waltz, this waltz, this waltz, this waltz
Toma este vals, toma este vals
Toma su cintura rota en tu mano
Este vals, este vals, este vals, este vals…

Christina Herrström, la entrañable Tina, popular autora sueca, nació en Estocolmo en 1959 y se dio a conocer como escritora al ganar un concurso en la escuela secundaria. A partir de ese momento, lo más importante en su vida fue la narrativa, la música y el teatro. Tocó en bandas de rock, estudió música y trabajó como terapeuta. Su novela «Mil veces más fuerte», su obra más popular en Suecia, se convirtió posteriormente en película, en 2010, con Peter Schildt como director y ella misma como guionista.
Luchadora por la vida y por la igualdad, crea en EL ABRAZO un texto teatral insólito. Una comedia dramática, en la que se mezclan realismo y fantasía, arrastrados por una imparable corriente de humor. Una mujer, Rosa, y un hombre , Juan, de avanzada edad, antiguos amantes, se reencuentran y abrazan después de casi una vida en la que su deseo de tener un hijo ha seguido palpitando. Ese mismo día un hombre aparece feliz en la puerta de Rosa. ¿Es real o un sueño imposible? ¿Es un regalo del destino o la creación de un problema que sus vidas son incapaces de asumir? ¿Son los sueños, finalmente, la única realidad posible? Christina Herrström, pone a prueba, con humor y buenas dosis de acidez, nuestra oxidada capacidad de amar. Magüi Mira

Autora: Christina Herrström
Espacio sonoro: Jorge Muñoz
Diseño de iluminación: José Manuel Guerra
Diseño de vestuario: Helena Sanchis
Ayudante de dirección: Daniel de Vicente
Versión y dirección: Magüi Mira
Productor: Jesús Cimarro

Fotografías: Gentileza Antonio Castro

Una producción de Pentación Espectáculos

Espectáculo recomendado para mayores de 14 años.

TEATRO BELLAS ARTES, MADRID. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *