‘Naufragios’, de Akira Yoshimura

Categoría: Viajes y libros | y tagged con | | | | | |

Naufragios

Akira Yoshimura

Marbot

Barcelona, 2017

190 páginas

«Recordaré mientras viva un libro único, una novela que durante semanas me tuvo suspenso ante la idea de escribir sobre ella o dejarla pasar, porque me superaba todo cuanto pudiera relatar a unos lectores que habrían de quedarse perplejos (…). Hay libros que son adictivos, que uno no puede dejar mientras no esté saciado y terminada la dosis. No me atrevía escribir sobre él porque su dureza, su aplastante manera de contar, su sencilla brutalidad, me dejaron tan anonadado que no osé dedicarle ni una línea.» Gregorio Morán

En una remota y miserable aldea japonesa, aislada del mundo por el mar y las montañas, un padre debe venderse como esclavo durante tres años para alimentar a su familia. Deja entretanto sus responsabilidades a su hijo Isaku, obligado por las circunstancias a aprender deprisa los secretos de la vida adulta. Pronto descubrirá que estos secretos van mucho más allá de las artes de la pesca, sobre todo cuando sus mayores, en un tono a la vez terrible y esperanzado, dejan escapar las palabras O-fune-sama. Detrás de ellas se esconde la fuente de todas las fortunas del pueblo. Pero no hay fortuna sin retribución.

Una de las obras maestras de la novela histórica japonesa.

Una novela lírica, hilada en un lenguaje rico y mágico, que transcurre pegada a una naturaleza salvaje que es a un tiempo salvación y condena para esta pequeña comunidad.

El pueblo de Isaku, protagonista de la novela, es una localidad sumida en la miseria: mantienen, en el aislamiento de su geografía, una economía no ya de subsistencia sino de mera supervivencia. De manera curiosa y tremendamente original, la única posibilidad con la que el pueblo sueña para paliar su tremenda escasez de alimento es provocar un naufragio a cualquiera de los barcos que navegan cerca de su costa y robar su carga, de manera que han urdido un sistema endiabladamente pícaro y amoral para conseguir el mayor número de botines.

Desde el principio de la novela se nos informa de que el padre de Isaku se ha vendido como esclavo durante dos años para que su familia tenga grano suficiente para subsistir. A lo largo de la narración, el lector aprenderá que tal acto no es ni mucho menos una cuestión aislada, sino una práctica habitual entre los habitantes del pueblo para esquivar el hambre. A partir de ahí Isaku tendrá que aprender a ser el mejor pescador y el más útil de los miembros de su pequeña comunidad.

El texto, muy recomendable para el lector que gusta de historias tiernas, con atención a los pequeños detalles cotidianos, no es menos interesante desde un punto de vista antropológico, pues supone la recreación perfecta de una sociedad que depende de manera directa de la naturaleza (normalmente la pesca, aunque no exclusivamente). También contiene un foco de interés para el lector curioso el conocimiento de prácticas religiosas, mágicas o de superstición que se encuentran totalmente integradas en el día a día de esta pequeña comunidad. La novela es ante todo una novela de la naturaleza, pues tiene en el texto una presencia constante, abrumadora. El pueblo y sus habitantes se convierten en un reloj que funciona desde lo natural. El lector asiste a las estaciones, los cambios en el mar y la pesca o los atardeceres en un auténtico festín de literatura sobre naturaleza.

Naufragios” es una de tantas joyas escondidas de la literatura universal, y debemos agradecer a Marbot que nos la haya puesto en librería. Despierta nuestro sentimiento de humanidad y empatía, y permite que conozcamos de manera muy cercana los mecanismos de supervivencia de pueblos poco o nada desarrollados, con el transcurso a veces apacible y otras brutal de una vida realmente primitiva. Aunque el texto, breve, se encuentre en ocasiones lastrado por la excesiva repetición de situaciones, es de una delicadeza y sensibilidad sublimes, pues Yoshimura demuestra un talento natural como escritor para hacernos respirar armonía y belleza en la desgracia, y crear una curiosa poética de la miseria.

Fuente: Anika entre libros

Que el dolor no lastre tu vida

Related Posts with Thumbnails

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *